miércoles, 5 de agosto de 2009

Cuento: Los exploradores (Ethel Celestino Bazán Vidal)

Ethel C. Bazán Vidal nació en Llata, Huamalíes, en el departamento de Huánuco. Medico cirujano, psiquiátra, Magister en Salud Pública. Ex docente de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos. Ex Director Ejecutivo de Salud Mental del Ministerio de Salud. Autor de ensayos sobre política y antropología, es autor también de "Después del apocalipsis atómico" y "Tol - On, el pequeño rey".
-------------------------------------------------------------
LOS MIL OJOS Y LOS EXPLORADORES
En diciembre del año dos millones novecientos catorce, la Tierra aún existe. La superficie del planeta es un desierto, con alguna vida mínima, en ciertos lugares que se conocen poco. Sin embargo, se sabe de siete pueblos subterráneos poblados de vida humana, Yungay es un pueblo subterráneo, igual que Llata. Peruanos sobrevivientes. Los científicos, estudian permanentemente la superficie de la Tierra, indirectamente con instrumentos. Muchas veces programan visitas de exploradores que salen personalmente a la superficie para una serie de actividades que no se pueden realizar con robots. Esta vez hay dos designados, Fernando y Aníbal. Fernando, animado, entusiasta, con deseos de hablar, lo hace casi como un monólogo que escuchan Aníbal y Ricardo del Laboratorio, dice: - Estamos un sábado 21 de diciembre, se abre una ventana horizontal en la cumbre del antiguo cerro Huascarán, es el día fijado para nosotros, dos exploradores salgamos a la superficie. Hemos sido capacitados para salir a explorar la superficie de la Tierra, unos cincuenta kilómetros a la redonda, de modo especial los siete grandes ingenios trasmisores instalados en tierra para la comunicación con las profundidades, donde viven más de un millón de humanos, en una ciudad subterránea construida hace un millón de años, por previsión acertada de los científicos. Se hicieron muchas en el mundo, pero ahora sólo existen algunas en el hemisferio sur, en el norte no queda ninguna.
EL CONTACTO INTERGALACTICO Con estas reflexiones y conversando Fernando y Aníbal, ya están sobre la superficie más alta, Huascarán. Han emergido de Yungay. Están caminando lentamente por los trajes pesados y cascos herméticos protectores de radiaciones... De pronto ambos escuchan palabras que no son de la Tierra y que dicen: - Estamos sobre ustedes, en una nave intergaláctica, hemos tenido la suerte de hallarlos, nosotros también somos exploradores. Fernando responde: - ¡Bien!, podemos hablar con interés, desde este momento estamos intercomunicados con ustedes y también Ricardo de nuestro Laboratorio. Fernando habla a borbotones sin esperar preguntas.
LOS DESASTRES TERRESTRES Y LA VIDA SUBTERRANEA Hace un millón seis mil años con un intervalo de siete años, se sucedieron aquí dos terribles hecatombes. La primera, una guerra atómica entre las más grandes y medianas potencias. Incontables bombas de todas partes, pocos terrícolas pudieron ingresar a tiempo en los poblados subterráneos, los demás murieron de inmediato o al poco tiempo de haber sido víctimas de los efectos letales de las bombas "limpias". Felizmente habían acondicionado viveros de plantas y reservas de animales de todas las especies posibles en la ciudad refugio Yungay y también en Llata. Antes de la guerra atómica se construyeron más de mil ciudades subterráneas en el planeta, pues en todos los países se anticipaban inminentes guerras atómicas, que llegaron a producirse. Una potencia, con el afán de dominio mundial efectivo atacó a seis poblados supuestamente enemigos con bombas atómicas. Los agredidos al instante respondieron con 12, 6 a pueblos y a otros 6 blancos estratégicos de los iniciadores. La mortalidad humana y de toda forma de vida fue incalculable. La potencia que atacó primero, no sabía exactamente la del enemigo y esa equivocación fue fatal para los agresores. Los otros países que tenían armas nucleares, se abstuvieron prudentemente y aceleraron la construcción de pueblos subterráneos. La segunda desgracia, impredecible ocurrió, siete mil años después: un mediano meteorito impactó en Norte América y otro gemelo en Europa, destruyendo todo a su paso, convirtiéndolos prácticamente en archipiélagos, generando terremotos en todo el orbe y una gran modificación climática. De las ciudades subterráneas sólo se salvaron siete en el mundo; en el Perú, por su geografía fueron: Yungay y Llata. Yungay y Llata, ciudades construidas a más de mil metros bajo el nivel de la corteza, soportaron felizmente todo por ser rocosas, firmes, duras. La Tierra quedó desierta de vida, salvaron pocos humanos que se refugiaron oportunamente en las profundidades de las ciudades subterráneas que soportaron los terremotos. La vida en general desapareció, sobrevivieron sólo, algunas especies de insectos, algunos animales de caparazón como los armadillos, las tortugas , algunos peces y plantas. Es posible que otros se hayan salvado en las cavernas y estribaciones de los Andes y lugares naturalmente protegidos en la Amazonía. Con el tiempo, el hambre, y el afán de supervivencia de los que se salvaron, hicieron que salieran en busca de alimento, a veces hallaban algo, pero al mismo tiempo hallaban siempre radioactividad fatal. La ciencia siguió su progreso, los siete pueblos estamos comunicados por ondas de todo tipo y dos veces al año salimos a efectuar mantenimiento y actualizar lo necesario. Esto lo sabemos yo y Aníbal, yo de 33 años y él de 28. Hemos sido seleccionados entre los voluntarios condenados a muerte, con cadena perpetua en Yungay. El tribunal de justicia permite, que los que tenemos cadena perpetua, voluntariamente aceptemos el riesgo de ser exploradores, es mejor que estar recluidos en celdas unipersonales. Salimos con objetivos específicos como verificar el estado de las estaciones y otras. A pesar de haber sido intensamente capacitados, provistos de un traje que es una armadura de plomo con aleaciones que no permiten el paso de las radiaciones, siempre hay el riesgo de muerte. Hay rayos más fatales que las ondas gamma, que atraviesan cualquier protector. Luego de realizada la tarea el tiempo de vida que nos queda es de dos años. Antes esto no pasaba de un año. De todos modos, es mejor vivir dos años bien, observados, estudiados, que diez o más, recluidos en refugios solitarios. Ahora estoy feliz, tengo a Aníbal cerca y debe estar deseoso de hablar, con los del Laboratorio y ustedes extra galácticos... Aníbal dice: - Adivinaste, a pesar que el futuro de mi vida es corto, estoy feliz desde que acepté la designación y en el período de capacitación. Para comenzar digo: a ustedes que nos escuchan, fuera de la Tierra, nos conocen poco, porque hace un millón de años estamos como ocultos a mil metros de profundidad. Nos ven por la televisión, caminamos lentamente por el peso del vestido protector, no tenemos visores directos, sino 4 antenas con visores incorporados que nos permiten ver los 360 grados a nuestro alrededor. El traje es lustroso, plomo, brillante, cuatro antenas para ver y cuatro para oír. Por primera vez en la vida vemos directamente a la Tierra como es, el cielo azul, las nubes. Mi primera gran impresión al salir fue ver directamente el Sol, el cielo azul hermoso, las nubes, las ondulaciones de la tierra desierta. A lo lejos un arroyuelo con ligero verdor en sus riberas. Aparecen insectos, reconocemos los moscones, tipo moscarda, útil para los humanos, por que con ingeniería genética, se ha logrado que lo que ellos perciben, los científicos lo perciban también automáticamente, en pantallas en nuestros laboratorios. Son como espías nuestros, por ellos sabemos de cómo en estos cincuenta años, la vida recién se reactiva por estas tierras. Lo difícil es poder guiar los moscones, para saber lo que queremos; por ello, se hace necesaria la salida de nosotros, pese a ser una forma disimulada de castigo. Aníbal calla, y Fernando caminando lentamente prosigue y dice: - Vamos primero al norte, hay distorsiones en las comunicaciones con Brasil, ya sabemos la causa, llevamos un chip deteriorado que es necesario cambiar. Con pasos lentos, atentos a los riesgos de caídas, luego de más de dos horas, llegan a la estación. Manipulan con facilidad los instrumentos, cambian el repuesto, verifican con la central. El trabajo ha requerido más de dos horas, porque era necesaria la limpieza de las piezas. Ya es medio día, aprovecha el cenit Aníbal para decir: - Es hermoso contemplar el Sol, verlo con nuestras antenas. En realidad, todos vivimos gracias a la energía del Sol y al agua. En nuestro pueblo, hace miles de años, otros exploradores como nosotros, voluntarios, se sacrificaron heroicamente para instalar una sucesión de espejos especiales que por cavidades debidamente planificadas hacen llegar la energía solar a Yungay. Tenemos medio día de sol y medio de noche. Cada rayo del Sol es usado para: - Generar electricidad .- Lograr temperaturas agradables .- La fotosíntesis natural de las plantas. Asegurando la vida de los animales que los tenemos en los criaderos. - Antiguamente, la energía solar se convertía en electricidad. Hoy, los científicos están domesticando las radiaciones residuales existentes en la superficie como resultado de la guerra atómica, para generar más electricidad. - Investigación. - Uso doméstico y otros. Fernando interrumpe: - No sé los detalles y mecanismos de conversión de radiaciones en electricidad, sólo veo superficie terrestre, bloques enormes, cubos de unos diez metros por lado, son para captar las radiaciones, convertirlas en corriente eléctrica y otros usos: médicos, purificación de alimentos, etc… Nunca nos falta energía de este tipo. Aníbal, conoce algo más. - Sí. Todo el torrente del río Santa ha sido desviado a Yungay, el agua ingresa contaminada no solo de microbios, parásitos, sino también con radiaciones y otras sustancias, tóxicas. El agua ingresa a unos enormes lagos, se decantan los productos sólidos, pasa luego a otros y se somete a la purificación de gérmenes y algún tipo de radiaciones. Posteriormente ingresa a un conjunto de aparatos, dispuestos para terminar la purificación, captar y eliminar las radiaciones y convertirlas en electricidad. El agua que bebemos es pura, con solución de sustancias vitales para los humanos, animales y vegetales. Este líquido es el primero en haber sido purificado y usado, felizmente los trabajos se iniciaron antes de la guerra atómica. Es lo poco que todo el mundo sabe, no conocemos más detalles, si es de interés de los que nos escuchan, podemos averiguar e informarles. Si nos visitan, sería mejor. VIVI - Sí. Soy Vivi para ustedes, con 4 compañeros y 3 damas. Yo, la séptima, estoy de turno para las comunicaciones con ustedes, hace más de un año hemos intentado comunicarnos con la Tierra y sólo captábamos algunas señales de televisión y aprendimos el lenguaje que dominan. Hace tres meses hemos detectado signos de vida y hoy de modo casual conectamos con ustedes, una comunicación cruzada entre Fernando y Ricardo, no perdimos la onda y estamos enlazados no solamente por radio, sino que los estamos viendo por televisión. Estamos justamente sobre ustedes, en una nave multiuso; pero, por la radiación horrible de la Tierra no nos acercamos más. - Tenemos muchas preguntas, espero que nos respondan si pueden, si no, preguntando a los científicos. Fernando responde: - Vivi, había reconocido tu voz femenina en el diálogo inicial, me satisface y es agradable, es más grato. Por tu voz, tu acento, tu juventud y el hecho que eres una dama, me hace sentir feliz de comunicarme contigo. - Lo que nos ha dicho nos halaga. La pregunta, entre muchas, es lo singular de los moscones, amplíame algo sobre ello. - El moscón, díptero yungaíno y ya criado en los siete pueblos subterráneos, es uno de las más de 100 mil especies, tipo moscarda, fáciles de criar porque la carne y las proteínas son su preferencia. Los científicos, luego de probar otras especies, eligieron a este insecto, inmune a las radiaciones. Por ingeniería genética y un chip milimétrico implantado en su cerebro, se logró que todo lo que viera u oyera el insecto, se trasmitiera a una central científica nuestra. Los yungos, como lo llamamos, luego de ser acondicionados se les deja libres fuera, para no volver más y evitar algún peligro de tipo radiación u otro. En el laboratorio se analiza toda la información que nos llega. Ya los han visto, son como cualquier mosca, con una sola diferencia, un bultito en la cabeza. Estos insectos tiene poca vida, algunos son engullidos por las raras aves y reptiles y otros, o mueren simplemente por su efímera vida o porque no hallan alimento; pero, el chip sigue trasmitiendo información, es interesante. Alguna vez jocosamente pedí a los científicos que me convirtieran en un díptero.
EL MOSCÓN Y OTROS SERES VIVOS Todo lo que ve el moscón se trasmite a la central, de ese modo nos enteramos de qué pasa en la superficie de la Tierra. Además tenemos multitud de televisores trasmisores que alcanzan hasta más de 100 kilómetros; pero, es insuficiente y el moscón se desplaza a lugares más alejados y se observan aspectos importantes. En este momento, un moscón se halla en el casco de la cabeza de Aníbal, pusimos una sustancia atractiva a este insecto, y ha sido eficaz. El moscón está feliz disfrutando de su manjar y de paso, por supuesto, en la central saben más de lo que pasa. Vivi, interrumpe: - Pero los dípteros tienen poco tiempo de vida, eso significa habilitar muchos. Es cierto, hay todo un criadero de estos insectos, se ha calculado que sólo un 10 % de ellos llegan a ser útiles. Así, hace poco un moscón descubrió un armadillo, ya anteriormente había ubicado tortugas y aves de formas raras. Se deduce que la caparazón de algunos animales ha sido una suerte que ha atenuado su extinción y ahora ya están iniciando la repoblación del planeta. Yo pregunto, dice Vivi: ¿Qué otros animales viven en la Tierra? - Sobre la superficie las ya mencionadas y por supuesto miles de tipos de insectos. De los otros algunos que estuvieron en lugares protegidos por cerros se salvaron inicialmente; pero luego fueron extinguiéndose; pero, se espera que en lugares alejados, como la amazonía, haya muchos más. No se tiene la certeza. Pero lo más interesante, es que en los pueblos bajo tierra hay una variedad infinita de animales, especialmente domésticos, que los humanos tuvieron la precaución de llevarlos consigo. Se espera que cuando la Tierra ya no tenga radiaciones, se les dejará libres, con la seguridad de que la vegetación natural, no cultivada, también será útil. Los vegetales se han recuperado más rápido, especialmente en la ribera de los ríos, porque las semillas, muchas con dura cáscara, han sido afectadas un poco menos y luego en tierra adecuada han brotado nuevamente. Se espera que si la vegetación aumenta en el planeta, se desarrollarán los animales. Pero no sabemos cuándo será. Por el Moscón espía hemos llegado a reconocer vegetales, igualmente algunos animales que deambulan por la árida superficie terrestre.
EL TRABAJO DE LOS EXPLORADORES Fernando y Aníbal, se dirigen lentamente a la primera estación que está cercana, a unos 100 metros. Es un torreón de unos 4 metros, con más de 10 captadores o emisores de mensajes, orientados en distintos sentidos. Aníbal sube lentamente una escalera, tiene que cambiar la base a una de las parábolas. Es fácil, ha sido hecha con precisión y con material inoxidable. Desentornilla un tubo de un metro, con un hundimiento al centro por el choque con algún objeto duro que puede haber sido una piedra que se desprendió de otro cerro y rebotó en el tubo. Toma el que llevó y lo reemplaza. Se comunica con la central y la respuesta es positiva. Baja Aníbal y Fernando sube por otro lado para hacer una limpieza total del torreón. Es sólo polvo. No hay nada especial, sólo con una tela impregnada de un líquido absorbente, deja lustrosos los tubos y alambres. Labor terminada. En el casco de Fernando se posa un moscón y los 360 grados de visión del insecto trasmiten no solamente a la central subterránea, sino al satélite... Vivi, emocionada comenta: - ¡Bien, tenemos una línea más de comunicaciones!, vemos a Aníbal con más claridad, es todo un robot mixto, humano - máquina. Vivi le dice a Aníbal que describa al moscón. Aníbal se acerca con cuidado a Fernando para evitar que se vuele el insecto y dice: - Es una mosca como cualquiera, sólo que un poco más grande, se notan el cuerpo y las alas, y observando mejor se ven claramente los ojos; en realidad son varios como láminas minúsculas brillantes. Aproximo mi antena visual para verlo. Pasan los minutos, el insecto termina la sustancia alimenticia en el casco y se le ve alejarse. Los de la astronave han captado la longitud de ondas que emite y ahora lo pueden seguir en su vuelo hasta su muerte. Con procedimiento similar, ambos terráqueos visitan las siete estaciones, y mantiene su tertulia interminable con Viviana, en realidad describiendo en detalle no solamente las estaciones, sus funciones y la utilidad.
LOS DOMESTICADORES DE LAS RADIACIONES Finalmente se acercan a los cubos cercanos, luego de un descanso reparador. Los cubos son gigantescos, 10 metros por lado, brillantes de color marrón claro. Hay que limpiarlos. Son los cubos que captan las radiaciones para convertirlas en electricidad y alimentar de energía todo lo necesario en el pueblo subterráneo. Han pasado 7 horas desde que emergieron y tras un diálogo cordial con Vivi, se despiden e inician el regreso a las profundidades, ya en el último minuto, Fernando recibe el impacto de una piedra en su brazo izquierdo, siente dolor, pero, no le impide seguir su camino por las escaleras. Fue una piedra que se desprendió de un cerro vecino.
EL RETORNO Cansados, se introducen en el habitáculo de cuarentena del pueblo, estarán allí el tiempo necesario para descartar y limpiar de radiaciones su vestimenta y examinar médicamente a los dos exploradores. Se sacan la vestimenta y son trasladados a una habitación independiente cada uno. Desnudos, en un clima atemperado, comen con avidez, pues, tienen hambre luego de tan extenuante labor siete horas en que sólo bebieron agua con sustancias alimenticias. Paralelamente se le adosan al cuerpo unos cables que brotan de las paredes, conectados con una serie de aparatos para examinarlos, desde radiaciones, gérmenes y el estado de los órganos internos. Durante toda la operación, desde cuando salieron, estuvieron en contacto con los científicos del laboratorio, no solamente para informar sobre el trabajo, sino, para descubrir algo nuevo y lo lograron: el contacto con una nave extraterrestre. Fernando y Aníbal, en plena cuarentena, pueden gozar de la televisión holográfica y otros adelantos. Han pasado dos semanas y los médicos no hallan enfermedad infecciosa alguna, sólo en Fernando, por algún intersticio, algún tipo de radiaciones ha afectado su sistema inmunológico, se ha vuelto sensible a las enfermedades infecciosas. En Aníbal, han encontrado un pequeño orificio en la vestimenta, producido por la piedra. Es posible que él haya sido afectado por las radiaciones, pero, su sistema inmunológico está conservado. Mientras los dos siguen en cuarentena, Ricardo sigue comunicándose con la nave extra galáctica, informándoles y pidiendo sugerencias. Vivi le dice: Fernando, casi sin defensas, puede ser tratado con la extracción de sustancias de defensa de los humanos voluntarios, inyectarlos, y al mismo tiempo sintetizarlas para una permanente provisión de lo mismo al paciente. Son sugerencias factibles..... Ricardo comenta: - Nos preocupa Aníbal que ha recibido más radiaciones, pero alegra saber que lo inmunológico está bien y será probable que comience a perder el cabello como en otros casos. Ricardo sigue comentando: - Vivi, tenemos la tecnología para hacer realidad tu sugerencia, en este momento el Departamento de Biología Molecular inicia la investigación inicial, porque ambos se hallan en peligro. ANÍBAL Continúa Ricardo: En este instante los médicos han descubierto que el sistema óseo ha sido afectado, está descalcificándose con el tiempo, la antigua osteoporosis. Tenemos drogas para esta enfermedad, ya iniciamos el tratamiento, pero, los resultados en horas son negativos. A este paso en menos de 30 días Aníbal se puede quedar sin huesos. Ustedes, que han viajado tanto, no sé si pueden sugerirnos algo. Vivi. Aníbal, feliz, ya no está desnudo y goza en su soledad compartiendo con Ricardo y el resto del equipo todo cuanto quiere saber y recorrer con el internet a su disposición. Ha pasado la cuarentena, no los 40 de costumbre, sino 6 meses y está autorizado para salir de su aposento y visitar lugares seleccionados, salvo que Aníbal, tiene que estar más tiempo en cuarentena. Por supuesto, Fernando no solamente puede recorrer los pueblos, sino describir en directo lo que ve para ser trasmitido a la nave. SUGERENCIA - Te agradezco la confianza con nuestra base de datos, sobre las dolencias de otros seres vivos en el universo; la sugerencia inicial es: 1. Nos remitan de inmediato todo lo existente en relación a los huesos de los humanos, desde datos genéticos, desarrollo, mantenimiento, enfermedades y otros que puedan ser útiles. 2. Nos describan con detalle, aun que sea lo más insignificante, de la evolución de la enfermedad de Aníbal. 3. Que los aparatos que controlan a Aníbal se conecten directamente con nosotros mediante un emisor y receptor específicos de parte nuestra y de ustedes. Ricardo responde: - De inmediato cumplimos con todo lo sugerido, aplicar medidas inmediatas ante cualquier eventualidad. El proceso se prolonga ya siete días, Aníbal ya siente debilidad al caminar o moverse y se angustia. Por fin, la voz de Vivi: - Sí, podemos salvarlo, desde hoy, además de todo lo que hacen, que está retardando la evolución del mal, deben seguir este procedimiento: 1. Extraer dos porciones de los huesos de la cadera de Aníbal, triturarlos finamente y depositarlos en frascos con sustancias que ya ustedes saben que se usan para cultivo de huesos, no menos de 21 muestras. 2. En cada muestra incorporarán una sustancia que les estamos enviando en un paquete, hoy a horas 14, mediante un sistema automático de paracaídas y robot. Estará lo ofrecido en la cumbre del Huascarán. Basta que dos brazos debidamente protegidos abran la compuerta y el paquete, tomen la parte central, esférica, y la lleven al laboratorio. Lo restante lo dejan fuera porque puede estar contaminado. 3. Observarán las 21 sustancias que se hallan dentro del paquete esférico. Lo abrirán en el laboratorio, no hay peligro. 4. En cada muestra incorporarán sólo un mililitro de cada sustancia, en orden, con intervalos de un minuto. 5. Observarán, por medios visuales y con aparatos de precisión que ustedes ya tienen, como se comportan los huesos originales. 6. El control debe ser continuado, minuto a minuto y de ser posible segundo a segundo. Especialmente, si el hueso crece o no. 7. Verán que en varias de las muestras los huesos crecen, en otras se mantienen y en otras hasta desaparecen. 8. Observarán con mayor detenimiento las muestras en las que el hueso crece más, la identificarán en el tubo que llegó a ustedes. Con seguridad será la medicina eficaz. 9. Al cuarto día ya verán las diferencias, entonces, diariamente inyectarán la sustancia más eficaz, un mililitro diario, del tubo realmente bueno. 10. Nosotros los estaremos siguiendo todo el tiempo, y al cuarto día les enviaremos otro paquete con la sustancia eficaz y para que le inyecten un mililitro diario a Aníbal. Ricardo responde: - Gracias, estábamos inermes, ahora tenemos mucho que hacer y también saber qué radiación ha afectado tan específicamente los huesos..... Vivi responde: - Es una radiación de la galaxia Andrómeda, donde los planetas tienen seres vivos, todos sin calcio, porque las radiaciones que existen lo consumen. Son radiaciones como con vida, que se nutren de calcio todo el tiempo. Felizmente nuestra base de datos y la información que solicitamos a nuestra base, nos ha permitido poder ayudar a Aníbal. Ahora, que ya tiene un camino para ayudar a nuestro ya querido Aníbal, habla Vivi: - Estoy interesada en saber cómo captan y transforman las radiaciones en electricidad. Felipe el responsable les comenta:
LOS CUBOS - Comenzamos por lo que ya saben, los "cubos" repartidos en la superficie. Uno de ellos recibe radiaciones de todo tipo, internamente, puede separarlas, las útiles, se captan en bloques se plomo con otras aleaciones fabricadas para que se concentren más. En ese momento, se genera una onda eléctrica, y la suma de ellas, se trasmite por alambres de cobre o fibra óptica a donde sea necesario o se guardan en grandes condensadores. Estos cubos son una maravilla, no solamente por su utilidad, sino, porque en la práctica reemplaza con creces la extinguida energía de la desaparecida sustancia bituminosa, el petróleo, y la primitiva forma de las plantas atómicas para generar electricidad. Cada vez es más perfeccionado el sistema, ahora fácilmente convierten la luz solar en electricidad y hasta las pequeñísimas fuerzas del viento o la lluvia, se hacen energía, tan valiosa y cada vez más conocida por nosotros, tiene una millonada de usos, prácticamente es fuente de vida. Si no hubiera sido por la electricidad, la humanidad se hubiera extinguido hace un millón de años. La hemos domesticado de tal forma, que se le puede guardar, manipular, hacer que dé luz, maniobrar complejos aparatos, facilita la comunicación, es parte necesaria para la purificación del agua, para la fabricación de robots de todo tipo, etc ... Vivi dice: - ¿Por qué tuvieron Fernando y Aníbal que salir a la superficie?, bastaban los Robots. - Es una pregunta que nos hemos hecho hace miles de años, y hemos ensayado millares de Robots; pero nunca por perfectos que fueran, pueden reemplazar al hombre. Un Robot, puede reemplazar a los dos exploradores para la reparación de la estación; pero, un error mínimo hubiera no sólo fracasado, sino que hubiese producido otra avería. Ya tenemos experiencia. Por lo demás, no tenemos temor en decirte cómo somos, cómo vivimos, cómo trabajamos, un millón de años de experiencia y las medidas de seguridad extremas que tenemos nos permiten dialogar con ustedes. De paso, ¿por qué no nos dicen algo de ustedes? - Ciertamente, para una mayor confianza mutua, tenemos que conocernos más. Bety que reemplaza a Vivi, les dará la primera información: COMO SOMOS LOS VISITANTES - Somos seres extra galácticos, nos llamamos así porque hemos recorrido muchas galaxias, nuestro origen está en la constelación de Orión. Somos seres vivos; pero, totalmente diferentes a ustedes. No tenemos forma definida, podemos adoptar la forma que queremos o que nos imaginamos; por ejemplo, podemos asumir todos los caracteres de los humanos, tales como forma, conducta, comportamiento. Como todo ser vivo, no somos iguales, clonados, pero sí somos muy parecidos. En nuestros viajes por el universo, aprendemos algo más cada vez que hallamos planetas con vida. Ahora aprendemos mucho de ustedes los humanos. Tenemos un código que dice: 1. Todos tus actos son y serán de bien. 2. Respetarás toda forma de vida. 3. Ayudarás a quien lo necesite. 4. Intervendrás para promover la paz y felicidad. 5. Te perfeccionarás cada momento de tu vida, compartiendo con tus semejantes los avances de tu perfección. Son 5 mandamientos que los cumplimos a cabalidad; los que erraron, han muerto en vida recluidos en un habitat, hasta la muerte. Felipe insiste: - Algo más de ustedes, desde la forma que tienen, cómo viven, cómo se reproducen, cómo están organizados, cuanto tiempo viven, etc… Bety responde: - Te dije que no tenemos forma definida; pero, en estado natural, somos 80% agua y 20% mineral. Tenemos una forma redondeada, pero cuando queremos desplazarnos hacemos que emerjan dos o más miembros. Estamos cubiertos con una piel grisácea semejante a las focas de la Tierra. Tenemos uno o más ojos de acuerdo a nuestras necesidades, simplemente los hacemos que emerjan. Cuando tenemos que alimentarnos abrimos una boca, simplemente para el agua y si hay que masticar, emergen dientes, los necesarios. De cualquier parte del cuerpo emergen brazos, manos, dedos, de acuerdo a lo que queremos mover o coger... Insiste Felipe: - Ya los estamos conociendo y ¿no sería mejor si ustedes nos permitieran que los veamos por televisión? Continúo: tenemos dos metros de alto por un metro de ancho. Tenemos los cinco sentidos conocidos, más el telepático – tele quinesis y el intuitivo. Son siete sentidos. En realidad los cinco sentidos: olfato, gusto, oído, tacto, y el visual, son similares a los de ustedes con enormes diferencias en alguna forma o función, ya observarán después. El sentido telepático lo hemos adquirido recién hace quinientos años de los terráqueos y la tele quinesis la estamos desarrollando y sólo tenemos fuerza para movilizar objetos hasta cinco metros de distancia. Lo intuitivo lo tenemos desde que fuimos creados, nos protege ante el peligro inminente. - ¿Cómo han logrado desarrollar esos dos sentidos más?- pregunta Felipe. - En un planeta llamado Telemac, la comunicación de los seres es pura telepatía y es tan grande la fuerza tele quinética que pueden mover objetos de cien kilos a unos 500 metros. Logramos comunicarnos con estos seres, inicialmente con ondas de radio, ellos pudieron comprendernos fácilmente y mediante la tele quinesis fabricaron emisores radiales y con generosidad y buena fe, nos dieron tantos detalles, que nosotros tratamos de desarrollar este sentido. Finalmente, logramos que un telemac subiera a nuestra nave que se hallaba a 500 metros de altura, este ser, pacientemente nos comunicaba telelepáticamente. Uno de nosotros, por decir un pequeño hermano nuestro, Orioncito, logró desarrollar no solamente el captar mensajes telepáticos y emitirlos, sino signos de tele quinesis. Descubrimos que, una porción de una glándula similar a la pineal de ustedes, se había desarrollado en Orioncito. Con estos hallazgos, investigando al mínimo su funcionamiento logramos desarrollar una hormona que la hacía crecer. Se probó que no era peligrosa y comenzamos a inyectarla a todos nosotros y, gran evento, se ha hecho hereditaria, los hijos nuestros tienen ahora en forma natural este sentido. Han pasado más de 500 años terrenales para que por procedimientos similares y experiencias casuales, logremos un avance en tele quinesis. Así de fácil, ya los Orintos, tenemos estos sentidos en forma natural. Imagino que tiene toda una cantidad de preguntas, pero nos las vamos a esperar, ahora les describiremos lo anatómico, un poco en el orden de los humanos. No tenemos sistema óseo, es decir, en descanso adoptamos una forma esférica, luego la que necesitemos. Sin ser moluscos, somos maleables como la plastilina de ustedes. ORINTO - ¿Ustedes proceden de un planeta Orinto?... dice Felipe. - Es cierto, es nuestra madre, ubicado en la constelación Orión, es cuatro veces más voluminoso que la Tierra, tiene un movimiento circular cada 49 horas terrestres y circunvala en forma ovoidal al astro luminoso, al que llamamos simplemente OR. Orinto tiene un 50% de materia dura y 50% de líquida. La gaseosa deviene de las dos y cambia a sólida o líquida de acuerdo a las estaciones. Orinto circunvala OR cada 1470 días como los de ustedes... La mitad es agua y la mitad duro. ¿Siendo tan grande, entonces tienen muchos países? - No. Uno solo, un gobierno central y siete regiones independientes para el gobierno interno; pero, todos se guían por las mismas normas. - ¿ Hay animales, vegetales, peces como en la Tierra? - No. Hay una clasificación de cinco tipos, de los que se puede llamar animales y dos de los vegetales. Cada tipo tiene características que les son comunes; pero, son infinitas las especies, incluyéndonos a nosotros. De los 5 tipos, hay dos que son al mismo tiempo lacustres y terráqueos, 2 solo pueden vivir en tierra y uno sólo en las profundidades de los mares. Nuestra atmósfera es similar a la de ustedes, tenemos lluvias, rayos, relámpagos; pero, el oxígeno vital para nosotros, es el elemento más abundante. El tiempo de acción de ustedes es de 24 horas, estarán cansados, descansen, mañana continuaremos nuestro diálogo. Nosotros dormimos 24 y media horas y estamos despiertos las siguientes, para los efectos de comunicarnos con ustedes nos turnamos, nunca dejamos de descansar lo necesario.
ORGANIZACIÓN DE ORINTO Son las siete horas peruanas y la voz de Bety despierta a Felipe y los terráqueos que los acompañan para continuar el diálogo..... Felipe luego del saludo dice: - Tenemos una idea aún difusa de Orinto, por el momento, ¿puedes decirnos cómo están organizados? - Sí. Nuestra organización es jerárquica, basada en la inteligencia y el buen uso de ella. Los más aptos, adultos jóvenes asumen la jefatura mundial por períodos de siete a más años nuestros. Pueden ser relevados si cometen errores. Tenemos un sistema tan sofisticado, que si el jefe máximo o los menores deben dejar sus cargos, sabemos ya quien es el reemplazante. No hay lucha por el poder. El poder emana de la selección cibernética. De modo parecido hay selección para autoridades de menor jerarquía y hasta para las mínimas funciones o actividades; por ejemplo, en la presente nave Oscar I es el Jefe, cuando él descansa, Oscar II lo reemplaza automáticamente. - Es una organización automáticamente establecida, no necesitamos elecciones, votar, propaganda, como sucedía en el Perú y el mundo hace millones de años. -¡Es admirable! - exclama Felipe.- Ciertamente. Pero, ¿Dime cómo están ustedes, los peruanos, organizados actualmente en la vida subterránea ...Dice Bety. - Sin ser perfecta como la que mencionas, todavía existe el voto; pero, previo conocimiento de los candidatos con un sistema de comunicación ética ya bien desarrollado. Nadie se proclama candidato, es la cibernética que pone a disposición nuestra a diez posibles elegibles, con todas sus virtudes y defectos, con todas sus fortalezas y debilidades. Se vota y sale elegido el que tiene mayores méritos. En este laboratorio, como ustedes nos van conociendo, el jefe es Ricardo, el día que se le reemplace, ya sea por enfermedad u otra causa, habrá una elección de los décimos, como los llamamos, para llenar sus funciones. Para tener un ordenado cauce de informaciones, sugiero que nos hablen primero y más de ustedes, luego hacemos lo propio nosotros. Dice Bety. - De acuerdo, con toda libertad dejamos que ustedes nos respondan las primeras preguntas de Bety y luego tocan los temas que crean necesario... - Estamos de acuerdo... responde Felipe.
ORINTOS VIDA - Los Orintos somos seres vivos como ustedes, nacemos, nos desarrollamos y morimos, ya saben las formas que tenemos y las otras que podemos adoptar. Ya adelantamos sobre nuestros siete sentidos. Reiteramos que no tenemos sistema óseo, toda la estructura de nuestro cuerpo es blanda, cubierta con una piel muy gruesa pero también muy flexible como la de la foca. Nuestro cerebro, esférico, se halla al centro del cuerpo, es el órgano más desarrollado en todo sentido. Los demás órganos, dependen de las órdenes del cerebro, desde disminuir o aumentar de tamaño o variar sus funciones de acuerdo a las necesidades. Podemos mimetizarnos a voluntad, puede un Orinto estar parado frente a ustedes y no nos diferenciarían en nada de los humanos. Nuestro cuerpo es de agua y minerales, para su buen funcionamiento necesita de energía, especialmente la eléctrica, que tenemos y dominamos a voluntad. Nuestros propios organismos pueden generarla con lo que se halle cerca. Tenemos minerales en proporciones equilibradas; pero, el agua sí la tomamos de fuera. Donde la hallamos, todos nos saturamos de ella, es un fluido tan necesario e importante, que es la fuente del funcionamiento de nuestro organismo. En millones de años hemos desarrollado una inteligencia superior, al punto que ya desde esa época viajamos por el espacio en naves que nosotros hemos diseñado y construido. Tenemos muchos tipo de naves, actualmente, ésta es la más sofisticada. La energía de nuestra nave es el producto de la fisión de los mesones, una forma mucho más avanzada de las antiguamente llamadas naves fotónicas. La nuestra puede desplazarse hasta más de mil veces la velocidad de la luz. Durante el desplazamiento, en el interior de nuestra nave, contamos con una ventana de vida natural, no sufrimos los cambios de velocidad. Tiene una capa protectora magnético-eléctrica, que nos elimina cualquier contacto con meteoritos u otros planetas. Nuestra nave aún no ha sido superada por ninguna otra. Nuestro tiempo libre, tiempo de trabajo, es para seguir investigando y aplicando lo aplicable a nuestra vida. El trabajo es hacer el bien, primero a nosotros mismos, luego para los demás. Nuestra nave tiene un diámetro cercano a la cuarta parte del globo terráqueo, como ven, es enorme; pero, sólo la habitamos siete oriones y cuando la población crece, los hijos desde antes de nacer tienen los estímulos intelectuales y ya de adolescentes son transferidos a donde convenga. Nuestra nave puede contraerse o ampliarse a nuestro antojo. - No nos han dicho sobre el sexo, interrumpe Felipe. - Esperábamos la pregunta, como en casi todas las uniones en el mundo, todo está polarizado, igual es con nosotros. En la edad fértil, nos conocemos, nos estudiamos y luego de la elección de la pareja nos unimos. Juntamos nuestros cuerpos y se realiza la fertilización sagrada. Luego de 24 meses de los de ustedes, nace un nuevo Orioncito. Así de simple...Pero, ahora, para no hacer monótono el diálogo, hablemos de ustedes.
LOS SUBTERRÁNEOS YUNGAINOS Felipe responde: es cierto, te diré Bety, a grandes rasgos algo de nosotros, mucho mejor si nos ven por televisión o nos visitan. De todos modos: - Vivimos a 400 metros bajo el nivel del mar, aún cuando tenemos ingenios o aparatos hasta a mil metros de la superficie, somos no más de un millón de habitantes. Tenemos un sistema rígido por el cual no podemos ni debemos aumentar la población, debido a problemas de alimentación, de aire y espacio. Vivimos en edificios de muchos pisos con una distancia de 12 metros entre edificio y edificio. Sabemos por la historia de otros vehículos diversos, pero ahora nos desplazamos fácilmente por las calles y entre tramos largos de las casas, sobre cintas sin fin que permanentemente se desplazan; basta que subamos a uno y automáticamente somos desplazados, bajamos y caminando llegamos donde queremos. Esta es la ciudad. Tenemos espacios reservados para lo que llamamos rural, con criaderos de animales domésticos, vegetación abundante para el ganado y vegetales para consumo humano, tanto frutos, como hojas y tubérculos. El río Santa nos alimenta; pues el agua ya purificada ingresa a Yungay. Tenemos muchos centros de investigación, especialmente en la superficie de la tierra. Olvidaba decirles, que el oxígeno lo absorbemos de la superficie; pero, pasa por todo un sistema de purificación para evitar las radiaciones y sustancias dañinas para el hombre, los animales y vegetales. - ¿Cómo eligieron a Fernando y Aníbal para que exploren la superficie?... Pregunta Bety. Responde Ricardo: - Detallaremos después este problema; pero, ellos son reos condenados por vida, pues han cometido delitos; pero como hace milenios no tenemos pena de muerte, entre los condenados se eligen voluntarios a los exploradores, sabiendo ellos que les espera la muerte en unos años. Hubo muchos postulantes y captamos a los mejores física e intelectualmente, los capacitamos y decidimos que salieran el 21 de diciembre. Habría mucho que hablar; pero, el tiempo nos gana y aún cuando Fernando evoluciona bien, Aníbal nos preocupa. Bety: Nuestros últimos estudios con la información que nos envían, muestran que hay signos de que la disolución ósea es cada vez menor. Nuestro pronóstico es reservado con dos posibilidades. La primera es que Aníbal muera, sin un hueso, dentro de tres meses. La segunda, que dentro de unos seis meses a un año, sus huesos estarán normales, si nuestras medicinas que les enviaremos son efectivas. - Buena noticia Bety, gracias por la ayuda y la medicina. - Los 21, en realidad, son un extracto de 21 tipos de líquidos que nosotros tenemos normalmente. En los humanos predominan los elementos dextrógiros y en nosotros al revés. pensamos que es lo que nos mantienen normalmente sin huesos, por oposición pueden mantener los huesos de los dextrógiros como ustedes. Creemos, que con este simple razonamiento, un problema tan difícil para ustedes se haya hecho fácil para nosotros. Ricardo responde: - Gracias por todo Bety, pero ¿Por qué 21 tipos de sustancias?...Bety - Porque hemos tenido que analizar miles de sustancias de nuestro organismo y ver las que se relacionan con el calcio, llegamos a 21, porque no sabemos cual de ellas puede ser efectiva. Tienen que aplicarle las medicinas comenzando por el numerado 1, solo 1 mg. Continúan diariamente con el 2 y así con los siguientes. Al mismo tiempo nos tienen totalmente informados de la evolución por dos motivos: el primero, la efectividad y, el segundo enriquecer las funciones de los elementos que existen en nuestro cuerpo. - Sí, Bety, será como tú dices, es una esperanza para curar a Aníbal. Con una cápsula especialmente diseñada, los Oriones envían las 21 sustancias. La cápsula tiene varias capas, la más superficial con tubos y mecanismos para dirigirla por radio. Previas las comunicaciones, el artefacto robot, en una media hora, aterrizará justamente en la cúspide del Huascarán. Se abre la compuerta horizontal, el Robot ingresa a una primera cámara para detectar, absolver o eliminar las radiaciones que pudieran existir en su superficie. Posteriormente, la capa exterior se queda en ese compartimiento y lo restante pasa por otras tres cámaras, sucesivamente, para el estudio máximo y eliminación de riesgos. Por fin, una cápsula ya pequeña, aterrizó en manos de Ricardo, al presionar botones de un pequeño panel con los códigos que tienen por previa comunicación, se abre el redondo robot y ven los 21 tubos, cada una con una jeringa especial diseñada para que las inyecciones a Aníbal sean las más exactas. Ricardo y todo el equipo con gran regocijo, prestamente dan la primera inyección a Aníbal. El procedimiento de aplicación diaria se cumple, igual el informe minuto a minuto de las funciones vitales de Aníbal para los generosos visitantes. Pasan los días, el trabajo es intenso, no solamente para curar a Aníbal, sino para observar a Fernando. Ricardo y el equipo notan desde el segundo día que la disolución de los huesos, parecida a la osteoporosis humana, disminuye considerablemente. Al día 21, es evidente, la disolución terminó. Todos contentos por los acontecimientos, no dejan de agradecer a los visitantes y dialogar con Vivi y Bety, las responsables de la nave amiga. Al tercer mes Aníbal ya puede dar unos pasos, sus huesos son compactos, similares a lo normal; pero, hay aún el riesgo de fracturas, por lo que camina siempre con ayuda. Al sexto mes, al inicio del séptimo, Aníbal puede hacer una vida normal, él y Fernando ya de rutina conversan con los visitantes. Se les pide que visiten la Tierra, el pueblo subterráneo de Yungay. Previo acuerdo con Ricardo, su equipo, las autoridades terrenales y los visitantes, se acuerda que Vivi y Bety, bajen a la tierra en Agosto. La expectativa del pueblo en general es inmensa, todos saben lo que ha estado ocurriendo. César, el Presidente los recibiría personalmente, acompañado por Ricardo, Fernando y Aníbal. César, esta vez, ha adoptado un severo sistema autocrático para los siete días de visita, evitando especulación y actos que dificulten la visita, con medidas para que sólo unas 200 personas del pueblo se acerquen a los visitantes y el resto las vea por televisión. Cuatro de agosto, se abre una compuerta de la nave visitante, sale un cilindro de cuatro metros de largo y unos tres de diámetro. Es la base, luego que se desprende todo el cilindro, se abren cuatro tubos, se encienden y todo el artefacto baja lentamente y se dirige al Huascarán. Se posa suavemente en la cima, se abre la compuerta terrenal y todo el tubo ingresa al mismo, se detiene en el primer compartimiento. En la parte superior, se abre como una tapa y con sorpresa, salen dos damas. Los terrícolas exclaman !son humanos, son humanos!... Las dos que son Vivi y Bety, pasan a los otros compartimientos como se hizo durante el envío de los medicamentos. Por fin, ellas están frente al grupo de recibimiento. César se acerca y les dice: - Con el mayor agradecimiento de nuestro pueblo por las bondades, tienen toda la libertad para recorrer nuestro pueblo. Ricardo, es el responsable por la vida, salud, comodidad y seguridad de ustedes. Vivi responde: - Ya los conocemos, son un pueblo que ha edificado no solamente una ciudad, sino la felicidad de sus habitantes. Gracias por sus palabras, que expresan lo que siento, al igual que Bety y mis compañeros de la nave. César, con un movimiento de cabeza que significa respeto, se aleja. Ricardo con emoción contenida explota. ¡Qué gran día, tener extraterrestres entre nosotros; pero, son iguales a nosotros, son dos damas yungaínas ya! Bety ríe y dice: En el momento en que posamos nuestra nave en la Tierra adoptamos la forma humana. Ya en uno de los diálogos anteriores les dijimos que teníamos la facultad de mimetizarnos, por eso, Vivi y yo, somos dos damas yungaínas, como podemos ser llatinas. Aníbal interrumpe: Si no fuera por ustedes ya habría cumplido con mi sentencia de muerte, les agradezco infinitamente. A Viviana se le ve alta, de tez canela clara, pelo largo rizado; cara ligeramente ovalada y rasgos finos; habla con soltura, sonríe, mostrando su rosario de dientes, rostro bello, ojos negros, labios finos y pintados de rosa oscura; blusa negra, sencilla, pantalones azul oscuro, camina con elegancia en zapatos con tacones altos. En la muñeca, luce un brazalete fino y lleva aretes de nácar. Bety, de la misma talla que Vivi, pelo también rizado un poco claro, rostro más redondo, ojos de color celeste; blusa marrón y pantalones del mismo color pero un poco más oscuros, brazalete y aretes color oro. Con tacos altos y mirada movediza. Ambas son: "bellas yungaínas" en apariencia, y los terrícolas sólo atinan a expresar la belleza de ambas. Ricardo, con el poder delegado por César, organiza la visita a Yungay, ha escogido a Pedro y Pablo como los acompañantes. No hay un recorrido fijo, pueden visitar todo lo que quieran. Es la orden firme. Mando Central Técnico El primer lugar que visitan es el de Mando Central Técnico, la Oficina cerebro de la ciudad, de donde nacen el no o el sí de las decisiones de gobierno; esta vez es César, el ejecutivo, el que hace cumplir las normas en la ciudad. Es un amplio ambiente, con 21 computadoras, una central y 20 a la vista. Esta red está conectada con todas las redes de la ciudad. Ricardo explica cómo funciona; se tiene el informe o la orden al segundo. En los casos puramente técnicos es totalmente independiente, en los casos sociales las normas las hace cumplir César. El equipo de trabajo de este mando está formado por lo más selecto en personalidad, inteligencia, honradez y creatividad. Viviana pregunta: ¿Desde cuándo tienen este mando y los laboratorios y otras unidades? - Desde hace miles de años, después de la hecatombe, con los que se lograron refugiar en la ciudad subterránea que habían edificado provisionalmente. Pero, el mando actual, igual que las otras unidades, son diariamente nuevas, porque se añaden o suprimen elementos o acciones innecesarias u obsoletas. De no haber sido por este mando y lo ya edificado, el caos, el agotamiento del aire y el agua, las radiaciones de la superficie de la tierra hubieran hecho desaparecer a los seres humanos de esta zona. Como ya les dijimos sólo hay siete refugios como este en el mundo, con plena comunicación, ellos saben todo lo que acontece ahora en Llata. El mando lo ejerzo actualmente yo, dice Ricardo, pero tenemos tres personas más capacitándose para dirigirlo, son seleccionados por su altísima calidad personal. Sin jactancia, hace dos años que soy el jefe. Sugiero que visiten el laboratorio Físico Químico, he ordenado a todas las unidades que les den todas las facilidades y respondan sus inquietudes. Pedro y Pablo serán guías de nuestras bellas visitantes. Con estas palabras se despide Ricardo. Laboratorio Físico - Químico El grupo de los cuatro ya en el laboratorio Físico - Químico, son presentados ante Carlos quien los recibe con gran amabilidad, él es el jefe de la Planta. Es un edificio amplio, que tiene desde los instrumentos gigantes a las miniaturas tipo chip para los moscones. Se observa a muchos trabajando, en módulos, unos químicos y otros físicos, a su vez, cada módulo dividido en otros de acuerdo a sus funciones, dejando constancia de que todo el sistema, como toda la ciudad, está conectado con dos redes cibernéticas. ¿Por qué dos?, pregunta Bety. Carlos: Por la máxima seguridad; si falla una, la otra la reemplaza automáticamente y el proceso continúa, al mismo tiempo que se corrige la avería; a su vez cada una tiene sistemas múltiples para caso de errores en el mantenimiento preventivo y otros accidentes. Somos el apoyo directo de toda la organización material y funcional de la ciudad entera. Especialmente estamos trabajando arduamente con la unidad de investigación en relación a nuestros moscones espías. Los visitantes recorren el laboratorio con muchas preguntas que son respondidas por Carlos o directamente por los que están trabajando. Las visitantes se interesan más por los chips que se adosan a la cabeza de los moscones. Se les da toda la información respectiva y se solicitan opiniones. Vivi dice: Sugiero que los moscones no sólo tengan el chip actual, se puede crear otro más diminuto que permita guiarlas a distancia, creo que es muy difícil; pero puede ser útil. Sí, Viviana, es una necesidad; ya se están haciendo algunos trabajos para ver la manera de guiar al moscón, ese chip puede ser la solución para el futuro. Lo trataré con el jefe de la Unidad Investigación, dice Carlos. Pasan las horas y hay que almorzar, Pedro se atreve a decir: Es hora de almorzar...no sé... si ustedes lo harán. Bety: Claro, somos humanas actualmente y tenemos hambre. En el restaurante, Pablo es el encargado de pedir el menú: cebiche, paiche asado, papa a la huancaína y vino. Todos a almorzar. Durante el mismo, Pablo pregunta: ¿Si ustedes son de forma esférica, cómo adoptan la forma humana, si no tienen huesos que las sustenten? Viviana responde: es una pregunta interesante. Nosotros tenemos más elementos químicos que ustedes y podemos voluntariamente organizarlos hasta ponerlos rígidos como el hueso, así lo hemos hecho para que Bety y yo estemos ahora gustando los sabrosos platos de los humanos. Unidad de Investigación El grupo es recibido por Pilar, la Jefa de la Unidad. Están prácticamente, ante la creadora del moscón espía. Bien - dice: Estaba esperándolas, esta unidad tiene un trabajo frenético; pero, para que el personal no sufra de estrés, con descansos de media hora cada dos horas, los hace más creativos. Yo les pregunto a ustedes. ¿Qué es lo que más les interesa? Rápidamente Bety responde: "EL CRIADERO DE MOSCONES ESPÍAS".
Pilar continúa y dice: me lo imaginaba, es lo más importante y lo más difícil. Soy amante de los animales en general, especialmente los perritos, palomas, pihuichos, iguanas. No precisamente de los moscones; pero hace 3 años, en una parrillada, un moscón atrevido se posó muy cerca a mi plato de comida. Observé su forma, sus ojos y su predilección por la carne. En estos casos, solemos matar el insecto; pero, me las ingenié para atraparla viva; esa misma noche, se me ocurrió la idea de hacerla espía, me conecté con el laboratorio físico - químico y la idea se hizo viable. Luego de un año logramos crear el chip que adosado a la cabeza del insecto pudiera trasmitirnos información visual, seguimos trabajando y logramos que no solamente trasmita visión, sino ruido, tacto y gusto. Un poco jactanciosamente les relato esto porque como premio estoy ahora como Jefa de esta Sección, que no solamente se ocupa del moscón, sino de otras muchas ideas de investigación y creación. Mi primer moscón voló un 21 de diciembre, recorrió un kilómetro y lamentablemente sucumbió por causas que desconocemos; pero, había enviado y seguía enviando información de su alrededor. Los siguientes días enviamos muchos más y llegamos a la conclusión que un 10 % de los que soltamos nos sirven realmente. Bueno, me he extendido mucho relatando mi trabajo, que hizo del insecto repudiado un ser útil a la humanidad. Ahora debo continuar mostrando lo que tenemos. Bety responde: Estamos muy contentas por conocer todo, pero lo de los moscones, realmente es maravilloso. Te felicito. Ahora dejamos a tu libertad hablarnos de tu unidad. Pilar: La unidad está dividida en dos módulos específicos, el de investigación pura y otra práctica. Los resultados de ambos se complementan. Cada uno de ellos está a su vez subdividido en muchos módulos menores, y hay uno de creatividad espontánea, donde cualquier humano que invente o cree algo nuevo, trabaje su idea. Nosotros lo apoyamos y los resultados son óptimos. Prosiguiendo con la visita recorren las diversas unidades, en diálogo ameno, hasta el momento de la despedida: Bety: Pilar, te felicito, tu trabajo es excelente, sigo sorprendida y entusiasmada por el moscón espía. Viviana: Igual que Bety, nunca hubiéramos imaginado una creación de espías de ese tipo, los hay de muchas formas; pero, un moscón espía ni pensarlo. Antes de irnos te diré algo personal, aunque puedo equivocarme; pero te pareces mucho a mí y a tu hija llamada también Viviana. Creo que con inteligencia, los de mi nave, me hicieron parecida a Viviana para conocer mejor a la madre de la creadora del admirable insecto, ellos ya lo sabían. Pilar: Yo también, a primera vista, cuando nos conocimos, te vi igual a mi hija, tanto desde sus facciones como el tono de voz y su inquietud para saberlo todo. De todos modos ya tengo una hija más intergaláctica. Pilar, emocionada por el diálogo final invita a todos a comer, esta vez en el comedor de la unidad. Todos gustan de el primer plato exquisito, el cebiche de hongos, pollo a la brasa y la infaltable Inca Kola. Durante el almuerzo hay un diálogo muy fluido y a sugerencia de Pilar, la tarde deben usarla para visitar la ciudad, visitando la casa de Pedro y Pablo. La Casa de Pedro Las dos parejas luego de un descanso y habiendo aceptado la sugerencia de Pilar, van a la casa de Pedro. En la calle abordan la franja lenta externa y de inmediato pasan a la rápida, ya sentados, luego de veinte cuadras, vuelven a la rampa lenta y luego de una cuadra más se bajan. Están en la calle Beethoven y en el número 314 se abre automáticamente una puerta y un ascensor rápido se detiene en el piso setenta. Se vuelve a abrí el ascensor y ya están caminando por la alfombra que los lleva a una puerta donde la señora Raquel madre de Pedro, quien ya había sido advertida, los recibe cordialmente. El ambiente de entrada es una sala amplia pero curiosamente con muchos anaqueles donde se arriman muchos libros, y luego, los sillones y mesas como cualquier habitación de hogar. Se produce un intercambio fluido entre Viviana y Bety con Raquel y ella, jocosamente comenta: veo que Viviana se parece mucho a tu amiga Viviana. Ella responde: Sí, Pilar, la Jefa de la unidad de investigación es la mamá de Viviana. Ya estamos en familia amical. Luego de un brindis sencillo, salpicado con gomitas y papas fritas se produce una despedida y van a la casa de Pablo. La Casa de Pablo Usan el mismo sistema de transporte por las calles y llegan a la calle Wagner, y ya en el séptimo piso está esperando Elizabeth, madre de Pablo, acompañada por su hija Cecilia; la sala de Pablo es parecida a la de Pedro, pero con una gran diferencia, esta decorada con hermosos cuadros con dibujos variados, desde paisajes a figuras humanas, sin olvidar las extrañas pinturas como las de Guayasamín y Siqueiros. Nuevamente sostienen una charla amena entre los seis, sentados en cómodos muebles y probando la Fanta y los Combos, más un postre preparado por Elisa, la hermana de Pablo allí presente. Ya llegó la noche y las visitantes se despiden de sus acompañantes en el mejor hotel de Yungay llamado Machu Picchu. La Ciudad Ha pasado la noche, Viviana y Bety, ya se encuentran esperando a sus guías, las cuales llegan oportunamente, y salen a dar una vista panorámica de la ciudad. Es un día de sol con algunas nubes altas; pero, los edificios se elevan hasta 400 metros de altura, y sus techos de piedra están iluminados dando la impresión de un cielo parecido al de la Tierra. De lo conversado con Raquel y Elizabeth, Viviana y Bety, se interesan por conocer METRO y WONG, dos de los centros comerciales de la ciudad. Son lugares donde se vende desde un alfiler hasta un elefante, el ingreso es por le primer piso y curiosamente, la primera impresión es de ser un ambiente muy grande dedicado sólo a la venta de ropas de vestir y atuendos femeninos. Todo el ambiente está hermosamente decorado, luces multicolores que se alternan, guirnaldas decorativas y todo un conjunto que armoniza. Las visitantes están encantadas desde la Primera impresión. Luego se trasladan a otras tiendas como las que venden electrodomésticos y otros. Se detienen un tanto en la sección de venta de alimentos y observan el cuidadoso manejo de los mismos para evitar enfermedades. Casi al final de esta visita Viviana pide retornar por el ambiente inicial femenino, para disfrutar de la belleza de brazaletes, aretes y oler los exquisitos perfumes. Todos ríen, pero mucho más Bety quien dice: iba yo a proponerlo, me ganaste. Todo el grupo a visitar más tiempo lo más bello. Almuerzan en el mismo WONG y deciden visitar una fábrica de melocotones al jugo, el postre preferido por milenios. La fábrica es una instalación totalmente automatizada donde los melocotones ingresan recién cosechados y al extremo final salen totalmente enlatados. Cuatro manos mecánicas, extienden un plato de este postre a los visitantes. Luego de esta visita, dado el poco tiempo disponible, Pedro y Pablo explican durante la comida, cómo son las otras fábricas y sugieren a las visitantes que por televisión holográfica conectada a internet busquen todo lo que quieran saber con respecto a lo comercial e industrial. La Planta Purificadora de Agua Al día siguiente los cuatro se disponen a visitar la planta de purificación del agua del río Santa. Al llegar y ver el primer inmenso lago, dice Viviana: Sabíamos por información de Fernando y Aníbal sobre la purificación del agua, pero ahora lo vemos, nos parece mejor de lo imaginado o lo difundido por televisión y es admirable conocerla de cerca. Los tres lagos son inmensos con sus orillas llenas de verdor y árboles gigantes. Notarán ustedes, dice Pedro, que hay aves sólo en el segundo y tercer lago, una malla inmensa perpendicular separa los tres lagos. En cada uno, se notan los bloques gigantes para la función de purificación. Las visitantes no pierden oportunidad de alabar la belleza de las flores. Dado el tiempo disponible toman un carril veloz y ya están al lado opuesto, oeste, para ver el tratamiento de las aguas servidas. Hay también otros 3 enormes lagos; pero cubiertos con una malla. El último lago, tiene dos enormes salidas, una que irá fuera, para llegar a la superficie de la Tierra, la otra va a la zona rural. El agua es limpia y bebible; se destina para los campos de cultivo de la zona rural. Éstas zona está circundada de verde follaje, árboles gigantescos. Hay aves y animales salvajes muy variados. RURAL Luego de pasado el medio día y bien alimentados se dirigen a la zona rural, esta vez no en fajas que se deslizan sino en trenes eléctricos que son un lujo. Habiendo ingresado al tren, las visitantes se sorprenden porque los pasajeros son igual o más elegantes que los de la ciudad. Pedro explica: Los únicos privilegiados son los campesinos por ser los responsables de la seguridad alimenticia del pueblo. Durante el recorrido todo el horizonte es verde, lleno de sembríos de todo tipo, se intercalan granjas, que son criaderos de animales para el consumo. Pedro amplia la información indicando que hacia el norte existe una zona reservada para animales no domésticos, salvajes. Por canales especiales permiten el regadío de esa zona reservada para la supervivencia, con la esperanza de que si la Tierra se descontamina en un futuro lejano, se les deje libres para recobrar en algo el planeta Tierra. Bajan a una granja, Julio, un elegante campesino, los recibe en su casa, es hermosa por fuera y por dentro. Se ufana, con razón del llamado campesino aristócrata, tanto, que son los primeros en conocer las últimas novedades, no sólo con la televisión holográfica sino directamente. Recorren la casa bellamente cercada, trasponen una puerta que abre Julio, y comienza el paseo por los matorrales verdes, llenos de maíz, tubérculos, árboles frutales. Por supuesto, divididos en secciones debidamente armonizadas, para utilizar la polinización con abejas y otros insectos y evitar plagas o enfermedades de plantas y animales. Cinco caballos hermosos, están ya cabalgando para hacer más fácil la visita. Viviana y Bety felices de equilibrarse en estos caballos de paso peruanos. En una vía se encuentran con Alfredo, cabalgando un brioso caballo negro oscuro, es presentado a los visitantes y Julio le dice: Tenemos hermosas visitantes, desde este momento tú los guiarás. Alfredo se apea, saca cinco botellas de Inka Kola e invita al grupo. Mientras beben, Viviana no deja de mirarlo, él es un joven alto, de un metro ochenta lo menos, tez canela oscurecida por el sol, ojos vivaces, que sonríe con facilidad y Viviana sin quererlo lo sigue con la sonrisa. Bety le dice al oído: - Hum, creo que estás prendada de Héctor, he visto el brillo de tu mirada al dirigirte a él y no observas al resto. Si fueras humana seguro que harían una buena pareja...Vivi: - Eres una gran observadora, es cierto, es "un churro, un bacán" como dicen las yungaínas. Lo tiene todo: pinta, talla, color, rostro varonil, mirada inteligente, tiene para sostener una familia con facilidad, no se puede pedir más. Recorren campos cultivados, granjas de animales domésticos, y retornan agotados; luego de un baño, son invitados a un suculento almuerzo. Son siete personas, la señora de la casa que es presentada al último exclama:¡Qué bellas! Estando ya todos en mesa Héctor dice: - ¿Welchen zweck hatihre ?... Al momento Viviana responde: - Schudiener. Héctor, con una carcajada alegre y contagiosa dice: Hablan varios idiomas. En Yungay el idioma oficial es el peruano, derivado del antiguo español; pero como hay un inmenso deseo de saber más, todos hablamos lo menos siete, hay algunos que llegan a 20. Los comensales saborean una rica pachamanca, con humitas y un postre sui generis que hace lagrimear a todos, el rocoto relleno La mañana ha sido agotadora, descansan unas dos horas para luego visitar el sistema de captura de la luz solar. La Captura de la Luz Solar Rodolfo que se ha agregado al grupo informa: la captura de la luz solar se hace en dos sitios específicos, este y oeste. Estamos en zona oeste, un gigantesco edificio de unos 500 metros se ve cerca. No es posible visitarlo por dentro. Rodolfo prosigue: La luz solar natural, es captada por lo menos por mil espejos adosados unos a otros, los cuales desvían la luz a otros, al punto de calor fuego. En el momento preciso, esta luz es ampliada en reversa a otros espejos, los cuales estratégicamente colocados, llenan todo el espacio del pueblo, de tal modo que durante el día hay luz en todo lugar y en la noche oscuridad. Naturalmente se condensa la electricidad para el uso doméstico de las noches, que sirve adicionalmente a la ciudad o en los días nublados. De modo preferente, cerca a los dos captores, tenemos cuatro usinas atómicas, que permiten dar electricidad al pueblo para todas sus necesidades. En realidad nos sobra electricidad. Pero, no olvidemos los siete bloques que tenemos en la superficie de la Tierra, cercanos a nosotros, con variados usos: de seguridad, eliminar radiaciones y también para generar electricidad. Ya es de noche, los visitantes y guías se despiden y Viviana dice: - Ojalá pudiera quedarme, humana, estoy enamorada de la Tierra... Bety. - Pienso igual que Viviana; pero, hay algo más en ella que es un secreto entre nosotras. Parece que todos, hasta Héctor, se habían percatado de las emociones de Viviana. Luego de la despedida, se encuentran nuevamente en el hotel. Noticia Hace media hora un terremoto ha sacudido todo el pueblo, y se produjo un gran apagón. Lo grave es que el sendero para subir a la cúpula está mal, de tal modo son días y horas más en Tierra, son los comentarios de los visitantes y guías. Es la tercera hora del séptimo día, ellas están ya en el módulo de mando, han reparado el sendero afectado y se dirigen a la cima del Huascarán. La despedida, están presentes: César, Ricardo, Pedro, Pablo, Fernando, Aníbal, Pilar y Rodolfo. Luego de las palabras de César, Ricardo, Aníbal y Fernando, Rodolfo dice: ¡Las esperamos, el 24 de febrero! Viviana responde: Es posible, aunque no seguro, depende de nuestros planes de trabajo; pero, por lo que recuerdo me gustaría comer lo sabroso de los rurales en el onomástico de mi gemela yungaína, Vivi, hija de Pilar. La despedida es triste, como toda despedida, suben Viviana y Bety por la escalera final e ingresan al tubo de donde salieron, se cierra totalmente la cápsula y, a los pocos minutos pasan a la cápsula madre. Ser escucha como un estruendo. ¡VOLVEREMOS!
FIN

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada